Franquicias en Perú

Franquicias destacadas

Franquicias de Exito

Guste o no, el TLC entre Perú y China ya se firmó y podría entrar en vigencia a fines de este año. Por eso, es preciso que el mercado peruano aprenda a sacar el mejor partido a este acuerdo comercial.

Nunca subestimes la capacidad de negociación de un cliente en el exterior y menos si es chino. Porque, a diferencia del estadounidense que le gusta cerrar contratos de un día para otro, el oriental buscará tomarse su tiempo antes de elegir a un socio estratégico que viene del otro lado del mundo con la esperanza de venderle productos. Previsiones como esta deberán tomar en cuenta los comerciantes que están buscando exportar sus productos a China, ahora que ya se firmó el tratado de libre comercio (TLC) con ese país. Como explica Nathan Nadramija, encargado de Asuntos Bilaterales con Asia y Oceanía del Mincetur, el acuerdo que ha suscrito el Perú con China abarca una serie de aspectos que podrían dinamizar casi todos los sectores de nuestra economía. Es más, los muy optimistas dicen que luego de la puesta en marcha del TLC con China la tasa de crecimiento del PBI peruano crecería un punto porcentual al año. Solo falta que 25 instituciones nacionales competentes emitan su visto bueno para que este tratado logre implementarse. “Al parecer, la mayoría de opiniones recogidas son favorables, por lo que el acuerdo podría entrar en vigencia en el último trimestre del año”, adelanta Nadramija.

SECTORES SENSIBLES

A pesar del entusiasmo del sector público, hay empresarios que creen que la puesta en marcha del TLC con China es un motivo para asustarse. Sin duda, su temor no es infundado, pues ahora les tocará competir con un país ocho veces más grande que el Perú y que en las últimas dos décadas ha registrado un crecimiento constante de 10% al año. No obstante, Eduardo Mc Bride, presidente de la Cámara Peruano-China (Capechi), indica que en el referido tratado se han establecido los mecanismos necesarios para proteger a los comerciantes peruanos que se verían afectados con el ingreso libre al Perú de productos chinos a precios mucho menores que los suyos. En ese sentido, Mc Bride precisa que en el acuerdo se ha determinado que a un grupo de 592 partidas de China no se les eliminará el arancel al entrar el Perú, pues se trata de productos sensibles para industrias nacionales como textiles, zapatos y manufacturas. Es decir, lo que se ha buscado es proteger a las empresas peruanas que no tengan los medios para defenderse en iguales condiciones con productos que se traen del Asia. ¿Y cómo un TLC podría beneficiar a los importadores de artículos chinos como juguetes o plásticos? Ricardo Paredes, gerente de estudios económicos de Comex Perú, dice que una vez que entre en vigencia el tratado también se establecerá un acuerdo de cooperación aduanero en el cual el Perú podrá solicitar a China toda la información que requiere sobre los productos que pasan por su aduana antes de llegar a nuestro territorio. Actualmente no contamos con los medios para comprobar que las mercancías importadas de China son realmente de ese país, pues su aduana no está obligada a dar ese tipo de información. “Con el acuerdo aduanero también se podrá detectar casos de fraude y subvaluación, que es cuando un producto importado entra a otro país con un precio menor al original”, apunta Caty Rubiños, jefa de Estudios Económicos de ÁDEX.

CLIENTE ESTACIONAL

Los expertos coinciden en señalar que luego de la entrada en vigencia del TLC con China el sector agrícola será uno de los más beneficiados. No por gusto hay 330 subpartidas agrícolas nacionales, como el espárrago, la páprika o el frejol castilla, que cuando se logre implementar el acuerdo ingresarán a China sin pagar arancel. Ahora, la cuestión es reconocer en qué momento del año se debe dar al cliente oriental lo que busca, como opina Juan Carlos Rivera, gerente de la Asociación Peruana de Productores y Exportadores de Mango (APEM) que se fundó en Piura en el 2000: “Como en China son grandes consumidores de mangos, nosotros aprovechamos la contra estación para vender la fruta a ese país”. Es decir, en la época del año en que escasean los mangos en China aquí abundan y eso ha permitido que APEM haya ingresado a ese mercado en el 2006 y ahora exporte cada año 60 toneladas de mangos que incluso llegan a Hong Kong y otras zonas aledañas. Pero eso sí, Rivera advierte que lograr ingresar a China no fue algo de un día para otro. “Durante tres años trabajamos de la mano con el Senasa para demostrar que el mango peruano podía enviarse a China libre de cualquier plaga”. Tal como sucedió con APEM, es importante que los agroexportadores conozcan las reglas fitosanitarias que hay que cumplir antes de enviar alguna fruta o vegetal que pueda poner en riesgo la salud de algún cliente en China pues, de lo contrario, las autoridades de ese país podrían cerrarnos su mercado.

CONOCER INTERESES

Como el 90% de lo que hoy exportamos a China es de productos primarios como cobre, hierro y zinc, Bernardo Muñoz, subdirector de Prospectiva Comercial de Prom-Perú, opina que las pequeñas empresas deberán aprovechar el TCL con ese país para comenzar a ofrecer productos procesados de mayor valor agregado. “Solo es cuestión de identificar el mercado y ofrecer artículos que allí no se conocen”. Esa es la estrategia que tomó Luis Chaves, gerente general de Inca Tops (empresa en Arequipa que procesa tops e hilados de alpaca) cuando hace más de diez años notó que el sector textil de China empezaba a interesarse por comprar lana de alpaca peruana. Así, en 1998 se contactó con un grupo de clientes en ese país y hoy Inca Tops factura US$4 millones al año en exportaciones de tops (una etapa previa al hilo) de alpaca a China. “El tratado no beneficiará a los que producen telas de bajo precio, como las de algodón, pero sí a los textileros que confeccionen prendas de muy alta calidad”, asegura Chaves. Lo mismo opina Mc Bride, quien agrega que actualmente hay en China más de 250 millones de habitantes de alto poder adquisitivo que buscan consumir mercadería proveniente de otras regiones. “Allí podríamos aprovechar la oportunidad para introducir el pisco sour y otros productos oriundos del Perú mediante una buena estrategia de penetración”.

LAS CLAVES
  • En el TLC con China hay diferentes canastas de productos a los cuales se les irá desgravando un porcentaje de arancel a medida que pasen los años.
  • Del 2002 al 2008 las exportaciones peruanas a China registraron un crecimiento promedio de 38% al año.

Entrevistas

Entrevistamos a Miguel Ángel González, CEO de eMobike

Miguel Ángel González es el actual CEO de la franquicia eMobike, un negocio especializado en ofrecer un servicio de alquiler de bicicletas eléctricas destinado al turismo. La dificultad de los turistas para acceder a este tipo de transporte eléctrico, cómodo y ágil llevó a la creación de esta red de franquicias.

Publicidad

Nuevas Franquicias